Pepe López no falla en el Rallye de Llanes

FacebooktwitterFacebooktwitter

Está claro que el Campeonato de España de Rallies de Asfalto se ha convertido en una prueba de obstáculos en la que quien menos fallos cometa, logrará el título. Esta vez ha sido Pepe López quien no ha cometido errores, logrando una victoria que le permite estar un paso más cerca del ansiado entorchado.

El Rallye de Llanes siempre es una fiestaLa amenaza de la lluvia tan solo se cumplía durante los primeros compases del Shakedown, donde unas finas gotas humedecían el ya mítico tramo de la LLN-2 entre Andrín y Cué. Pero ya en el tramo de clasificación, el asfalto quedaba completamente seco, y los equipos podían atacar al máximo para elegir el orden de salida. Pepe López sería el más rápido, por delante de un Iván Ares que por fin lograba completar este primer trámite sin incidentes. Surhayen Pernía, Javier Pardo, Joan Vinyes, Alberto Monarri, y Francisco López Pacheco completaban la clasificación del tramo de clasificación. Precisamente este sería el orden elegido por todos los pilotos para la salida de la segunda jornada.

Llanes, todo un ejemplo de tramo espectáculo

Una de las decisiones más acertadas de esta edición del Rallye Villa de Llanes, era la celebración de un tramo espectáculo en las inmediaciones de la localidad asturiana. Un recorrido bastante rápido, con 1,7 kilómetros, que pocas diferencias iba a marcar, pero que permitía a los aficionados vivir el rallye muy de cerca. Cierto es que el tramo no tenía zonas especialmente espectaculares, pero si que era bastante representativo de lo que podríamos ver en la jornada del sábado.

Manuel MoraAdemás, hay que subrayar el gran esfuerzo realizado por la Escudería Villa de Llanes con este tramo. Además de emitirlo en directo por Internet, junto al podio, situado esta vez en el incomparable entorno del puerto de Llanes, se situaba una pantalla gigante en la que los vecinos de la localidad podían disfrutar de la emisión en directo, y posteriormente incluso de un concierto. Un montaje del que muchas pruebas deberían tomar nota, y que debería influir de forma muy positiva en la nota que reciba la prueba llanisca a final de temporada.

A nivel deportivo, el tramo no aportaba demasiado, como es normal en este tipo de especiales. Pepe López era el más rápido, superando en un segundo a Iván Ares, y en 1,1 segundos a Surhayen Pernía. 2,9 segundos se dejaba Joan Vinyes, mientras que Javier Pardo cedía 3,8 segundos, y Alfredo Tamés era sexto a 4,1 segundos. Diferencias mínimas, pero que nos dejaban claros los frentes que tendríamos durante la prueba. Quizás lo más reseñable del tramo era el temprano abandono de Manuel Mora, con problemas eléctricos.

El rallye se decide en el primer bucle

Llegábamos así a la jornada del sábado, donde se iba a disputar el grueso del Rallye de Llanes. La mañana incluía los tramos de Torre – Fíos, con una zona inédita, y Labra – Nueva, uno de los tramos más míticos de Llanes, en sentido contrario al habitual.

Surhayen PerníaYa en el tramo de Torre – Fíos comenzaban las sorpresas. Pepe López volvía a ser el más rápido, poniendo 5,4 segundos entre su Citroën C3 R5, y el Hyundai i20 R5 de Iván Ares. Pero la peor parte se la iba a llevar Surhayen Pernía, que sufría un doble pinchazo en las ruedas traseras de su vehículo, por lo que no podía continuar en carrera, ya que tan solo contaba con un neumático de repuesto. Por detrás, Joan Vinyes volvía a superar a Javier Pardo, aunque las diferencias entre los pilotos de Suzuki no eran significativas. Por su parte, Alfredo Tamés se mostraba especialmente rápido, siguiendo la estela de los vehículos nipones, y peleando con Ángel Paniceres por ser el mejor de los N5 de RMC Motorsport.

En Labra – Nueva continuaban las sorpresas, y es que Pepe López se iba a quedar solo al frente de la clasificación general. El ritmo de cabeza estaba siendo muy alto, y López, que abría pista, salía a por todas en este tramo, marcando el mejor crono. Pero la sorpresa la daba Iván Ares, que sufría un pinchazo, y cedía dos minutos y medio, perdiendo todas las posibilidades de pelear por la victoria. Joan Vinyes subía al segundo lugar, mientras que Javier Pardo se situaba tercero en la general, toda vez que Alfredo Tamés le recortaba 7 décimas al gallego en este tramo.

Pepe LópezLa general quedaba tras este primer bucle de la mañana con Pepe López en cabeza, con 1 minuto de ventaja sobre Joan Vinyes, y 1:21 sobre Javier Pardo, mientras que Iván Ares había caído hasta la décima posición, a 2:41. El reto estaba servido. López solo tenía que llevar su vehículo a la meta, mientras que Ares debía volar sobre los tramos llaniscos para quitarle a Vinyes 1 minuto y 41 segundos antes de llegar a la meta.

Ares comienza la remontada

Tras la primera asistencia de la jornada, Iván Ares se lanzaba a por todas, y ya en la segunda pasada por Torre – Fíos iba a ser el más rápido. Pepe López le seguía, después de prácticamente calcar su crono de la primera pasada, mientras que Joan Vinyes cedía 23,2 segundos, y Javier Pardo se dejaba 29,7. Todo un éxito para Ares, que debía seguir trabajando. En la batalla entre los N5, Vinyes se destacaba, mientras que Pardo continuaba manteniendo a raya a Alfredo Tamés, que estaba a menos de 6 segundos de su Swift. Quien perdía comba definitivamente era Ángel Paniceres, que ya estaba a más de 35 segundos de Tamés.

Iván AresEn Labra – Nueva, Iván Ares continuaba dando el todo por el todo, logrando un nuevo scratch, por delante de Pepe López que, aunque bajaba el ritmo, no cedía demasiado tiempo. Joan Vinyes volvía a ser tercero, dejándose 20,7 segundos en esta ocasión, mientras que Javier Pardo repetía en el cuarto lugar, a 31,8 de Ares. Alfredo Tamés mantenía su presión, y quedaba a tan solo medio segundo de Pardo en este tramo, mientras que Ángel Paniceres veía como los tres N5 más rápidos continuaban escapándose.

Así se llegaba a la asistencia de mediodía con Pepe López y Borja Rozada al frente de la clasificación general, con 1:39,5 de ventaja sobre Joan Vinyes y Jordi Mercader, y 2:18,1 con respecto a Javier Pardo y Adrián Pérez. La cuarta plaza era para Alfredo Tamés y Ramón Suárez, a 2:24,5, mientras que quintos marchaban Iván Ares y David Vázquez, a 2:36,3. Ángel Paniceres y Francisco Javier Álvarez eran sextos a 3:16, mientras que en séptimo lugar encontrábamos a Daniel Peña y Raúl Pérez a 4:16. La octava posición era para Francisco López Pacheco y Borja Odriozola, a 4:19,6, mientras que novenos se encontraban Josep Bassas y Sergi Brugué a 4:23,5, mientras que Fernando Compaire y Helena Carrasco completaban el top ten a 4:56,4 del líder.

Sacando las calculadoras

Joan VinyesEra el momento de sacar las calculadoras, y ver que Iván Ares aún debía recuperar 56,8 segundos a Joan Vinyes, y 18,2 segundos a Javier Pardo. Esto último parecía un trabajo sencillo, mientras que lo del andorrano dependería siempre de si Vinyes mantenía su ritmo, o podía ir más rápido en los tramos de la tarde. Riu Cabra, y La Tornería iban a ser los protagonistas de una bonita lucha hasta el final.

Iván Ares continuaba con su cabalgada, y era el más rápido en la primera pasada por Riu Cabra. Pepe López continuaba con su ritmo firme y seguro, mientras que Joan Vinyes se hacía con el tercer mejor crono, a 19,7 segundos de Ares. Quien cedía ante el empuje del piloto de Hyundai era Javier Pardo, que se dejaba 21,4 segundos en esta especial, y veía como Ares le superaba en la general sin problemas. Por su parte, Alfredo Tamés se dejaba 8 segundos con respecto a Pardo, viendo como el piloto oficial de Suzuki lograba cierta ventaja en una lucha que ahora era por la cuarta plaza.

Alfredo TamésSe llegaba al TC Plus, que era la primera pasada por La Tornería, y teníamos la duda de si Pepe López pasaría al ataque, o se conformaría con asegurarse una victoria. La respuesta llegaba pronto, cuando veíamos a Iván Ares marcando el mejor crono, y haciéndose con los tres puntos del TC Plus, mientras que López se conformaba con el segundo mejor crono, llevándose dos puntos. El punto restante sería para Joan Vinyes, que cedía “tan solo” 11,8 segundos respecto a Ares.

Un poco más atrás, Javier Pardo volvía a ganarle la partida a Alfredo Tamés, mientras que Ángel Paniceres continuaba sexto de la general, en tierra de nadie, y viendo como tras él se disputaba una bonita lucha por la victoria en Dos Ruedas Motrices, con Francisco López Pacheco tratando de imponer la caballería de su Hyundai i20 R5 a las ganas y la velocidad de las jóvenes promesas del automovilismo español.

Despejando las incógnitas

Poco iban a tardar en despejarse las incógnitas de este 43 Rallye Villa de Llanes. Iván Ares continuaba con su ataque, y volvía a imponerse en la segunda pasada por Riu Cabra, por delante una vez más de Pepe López, que acariciaba la victoria con la punta de los dedos. Joan Vinyes trataba de oponer toda la resistencia posible, pero el andorrano se dejaba 27,4 segundos en este tramo, que permitían a Ares alcanzar la ansiada segunda plaza que llevaba buscando desde su pinchazo en el segundo tramo de la jornada. Javier Pardo superaba por primera vez en esta prueba a Vinyes en un tramo, para poner tierra de por medio de forma definitiva sobre Alfredo Tamés.

Javier PardoIván Ares no quería correr riesgos, y en el segundo paso por La Tornería volvía a imponer su Hyundai i20 R5, con Pepe López de nuevo en segundo lugar, y Joan Vinyes cediendo unos definitivos 18 segundos, en tercer lugar. Alberto Monarri, enzarzado en la lucha por el apartado de Dos Ruedas Motrices, lograba el cuarto mejor crono en esta ocasión, por delante de Alfredo Tamés y Javier Pardo.

El tramo de Llanes se convertía en un mero trámite, y buena prueba de ello era que, si en la jornada anterior, ya con la noche completamente cerrada sobre Asturias, había un total de 5 pilotos que realizaban el recorrido en menos de un minuto, en esta segunda pasada, con algo de luz aún en el cielo llanisco, tan solo Iván Ares lograba superar la barrera del minuto. No había sorpresas, y todos los equipos del CERA superaban este tramo sin mayores problemas.

Con esto, la clasificación final del Rallye Villa de Llanes quedaba con Pepe López y Borja Rozada como ganadores, seguidos a 1:51,8 por Iván Ares y David Vázquez, mientras que Joan Vinyes y Jordi Mercader completaban el podio, a 2:16,9. La cuarta plaza sería para Javier Pardo y Adrián Pérez, a 3:05,1, seguidos de Alfredo Tamés y Ramón Suárez, que finalizaban a 3:39,5. Sextos eran Ángel Paniceres y Francisco Javier Álvarez a 4:51,7, por delante de Alberto Monarri y Alberto Chamorro, que eran séptimos a 6:22,3, mientras que la octava posición era para Daniel Peña y Raúl Pérez a 6:28. Novenos finalizaban Josep Bassas y Sergi Brugué a 7:32,7, mientras que la décima posición era para Francisco López Pacheco y Borja Odriozola a 7:54,2.

Nueva victoria para Pepe López en el CERAPor último, destacar el gran gesto que tenía Helena Carrasco en el podio, cuando era llamada para recibir el premio a la mejor copiloto femenina. Carrasco pedía el micrófono para declinar el premio, asegurando que no necesitaba ninguna diferenciación de sus compañeros masculinos, y que ella había quedado junto a Fernando Compaire en undécima posición. Un gesto que realmente la honra, y con el que, personalmente, estoy completamente de acuerdo. Cualquier mujer puede competir en igualdad de condiciones en nuestro deporte, sin necesitar de una categoría a parte.

Envidia en el apartado de Dos Ruedas Motrices

Y no es que algún piloto mirase con envidia a otro. Lo que ocurrió es que, al igual que en el apartado general, en el apartado de Dos Ruedas Motrices, vimos una gran remontada después de algunos problemas en el primer bucle de la jornada del sábado, dando emoción hasta el final, al igual que en la lucha por el título de la categoría R2.

Todo empezaba el viernes, con la disputa del tramo de Llanes, en el que Alberto Monarri ya mostraba sus intenciones, marcando el mejor crono, y endosando dos segundos a los Peugeot 208 R2 de Sergi Francolí, y Óscar Palomo, que empataban en segunda posición. Aún así, pocas eran las diferencias, encontrando nada menos que 20 coches en tan solo 6 segundos.

Daniel PeñaLas cosas se ponían serias en la jornada del sábado, y en el primer bucle Josep Bassas se encargaba de marcar diferencias, y ponerse al frente de la clasificación, seguido por Daniel Peña, y un Nacho Braña que podía proclamarse Campeón de la categoría R2. Para encontrar a Alberto Monarri debíamos mirar a la decimoséptima plaza, y es que el Abarth 124 Rallye del madrileño se quedaba sin frenos en el primer tramo, y debía realizar con mucha cautela la segunda especial, cediendo un minuto y 45 segundos. Tampoco tenía suerte Sergi Francolí, que rompía una llanta en el primer tramo, dejándose más de 5 minutos en el lance, y viendo como se esfumaban todas sus opciones de luchar por los primeros puestos. Peor le iba a Delbín García, que sufría una salida de pista, y se veía obligado a retirarse.

Monarri a darlo todo

Del mismo modo que hacía Iván Ares en la general, tras solucionar sus problemas con los frenos en la asistencia, Alberto Monarri salía a por todas, marcando el mejor crono en el apartado de Dos Ruedas Motrices en todos y cada uno de los tramos restantes. Daniel Peña se postulaba como su máximo rival a los mandos del Citroën DS3 R3T, superando desde el primer momento a los pilotos de la categoría R2, y poniendo las cosas muy cuesta arriba para el piloto madrileño.

Alberto MonarriSegundo a segundo Alberto Monarri iba recuperando terreno, hasta que, en la segunda pasada por La Tornería, el madrileño lograba superar a Daniel Peña, aunque ambos llegaban al tramo de Llanes separados por tan solo 1,8 segundos. Monarri no dejaba escapar la victoria, y el piloto de Abarth volvía a ser el más rápido en el tramo urbano, mientras que Peña se conformaba con ser tercero, a 3,9 segundos del madrileño, lo que dejaba al piloto cántabro con el segundo escalón del podio.

No había dudas en el tercer escalón del podio, que sería para un impecable Josep Bassas. Tras el percance de Francolí en el primer tramo de la jornada, Bassas sacaba la calculadora, y sabedor de que nadie iba a poder arrebatarle la victoria en la Beca Júnior R2, bajaba el ritmo, y se limitaba a no correr riesgos, conformándose con ser tercero en el apartado de Dos Ruedas Motrices.

Braña se hace con el título de forma casi dramática

En el apartado reservado a los vehículos R2, Nacho Braña tenía el claro objetivo de conseguir el título. El piloto asturiano jugaba en casa, y contaba con la ventaja de no necesitar la victoria para proclamarse campeón. Braña estaba realizando un gran rallye, terminando la mañana como segundo entre los R2, y cuarto en el apartado de Dos Ruedas Motrices, después de que Alberto Monarri le superase en el último tramo antes de la asistencia de mediodía.

Nacho Braña se proclamó Campeón de R2La tarde comenzaba con Nacho Braña aventajando aún más al tercer clasificado de la categoría R2 en Riu Cabra. Pero al llegar a La Tornería, en la parte final del tramo, Braña iba a sufrir una salida de pista en la que dañaba seriamente el puente trasero de su Ford Fiesta R2T. A pesar de perder 38 segundos en el lance, el asturiano llegaba a la asistencia, donde hacían algunas reparaciones, y dejaban el puente trasero del vehículo aún doblado, pero en condiciones para rodar.

El último bucle sería un infierno para Nacho Braña, que debía recorrer los tramos con su coche completamente descuadrado, y yendo de lado incluso en las rectas. Por suerte, la ventaja con respecto al cuarto clasificado era suficiente, y Braña tan solo cedía la segunda plaza ante Santiago García, finalizando tercero de la categoría R2, lo que le servía para proclamarse matemáticamente Campeón de España de la categoría.

Bassas no encuentra rival en la Beca Júnior R2

Josep Bassas ha logrado una inapelable victoria en la Beca Júnior R2 en este Rallye de Llanes. El piloto catalán comenzaba con cautela en el tramo urbano del viernes, donde era superado tanto por Sergi Francolí, como por Óscar Palomo, aunque la diferencia entre los seis pilotos inscritos en la Beca era de tan solo 2 segundos en este tramo.

Josep BassasYa el sábado, sus rivales se esfumaban en el primer tramo, con Francolí dañando una llanta, y perdiendo más de 5 minutos en el percance, y un Óscar Palomo que no encontraba el ritmo, y dejaba a Santiago García como principal rival de Bassas. Delbín García también decía adiós a la prueba en este primer tramo del sábado, debido a una salida de pista.

A partir de ese momento, el rallye no tuvo historia. Josep Bassas controlaba la prueba sin ningún problema, obteniendo casi dos minutos de ventaja en los tramos de la mañana, lo que le permitía tomarse la tarde con calma. Ni siquiera Sergi Francolí trataba de hacer una remontada como veíamos en otras categorías, por lo que Bassas lograba una victoria relativamente fácil, por delante de Santiago García, y Óscar Palomo. Por el camino se quedaría Iago Gabeiras, que sufría problemas eléctricos en su vehículo cuando marchaba tercero.

Sarabia a otro nivel en la Copa Suzuki Swift

Óscar SarabiaTampoco iba a haber lucha en la Copa Suzuki Swift, donde Óscar Sarabia dominaba la prueba de principio a fin, después de marcar el mejor crono en ocho de los diez tramos de los que constaba la prueba. Este resultado deja a Sarabia como virtual Campeón de la Copa Suzuki Swift, a falta de tan solo dos pruebas (la Swift no estará en Cantabria), puesto que tiene una ventaja de 57 puntos respecto a su más directo perseguidor, Fernando Rico, que en Llanes no podía pasar de la decimotercera posición.

Tras Sarabia, David Cortés y Miguel García se pasaban la jornada alternándose en la segunda plaza, con diferencias al segundo en cada tramo. Cortés se ponía por delante al comenzar el último bucle, pero García respondía en La Tornería, volviendo a superarle, por 1,2 segundos. Todo se decidiría en el tramo de Llanes, donde Garcia era sexto, pero Cortés hacía un crono medio segundo peor, y finalmente se quedaría con el tercer escalón del podio.

Deja un comentario